Sin salir de casa

No es necesario que salgas de casa. 
Quédate junto a tu mesa y escucha. 
Ni siquiera necesitas escuchar, simplemente espera. 
Ni siquiera necesitas esperar, 
Simplemente aprende a estar tranquilo, quieto y solitario
Y el mundo se te ofrecerá desenmascarado
No puede hacer otra cosa, rodará extasiado hasta ti.

Del poema “Learn to Be Quiet”, atribuido a Kafka

Jueves 20/12/2012

Este artículo todavía no tiene comentarios.


Hacer un comentario

Subir

Si entras con tu cuenta es aún más fácil: | Iniciar sesión


+

Si conectas, colabora

Síguenos en Facebook RSS

Contamos contigo

Necesitamos el apoyo de nuestros lectores. Puedes colaborar económicamente o enviando contenidos (textos o material gráfico) acordes con la línea editorial de Vida Sencilla. Las sugerencias siempre serán bienvenidas.